La retención de líquidos, también conocida como edema, es una condición médica causada por la acumulación anormal de agua o fluidos en los tejidos del cuerpo. Aunque este exceso de agua puede acumularse en cualquier parte del cuerpo, las áreas más comunes son los tobillos y las piernas. El edema es un síntoma, no una condición, puede ser causado por una amplia gama de situaciones desde simples problemas de circulación, pasando por el embarazo y hasta por problemas médicos graves. Afortunadamente, el drenaje linfático es una buena opción de tratamiento para dicha condición.

drenaje linfatico

Retención de líquidos

Primero debes asegurarte de que esta retención de líquidos no es causada por ninguna otra condición médica como complicaciones del corazón o de los riñones. Si es así, los síntomas del edema pueden ser relevados tratando esa condición particular mediante el drenaje linfático.

Como ejemplo tenemos la articulación del tobillo la cual tiene una extensa red de vasos sanguíneos que atraviesan al mismo. Cuando algunos de estos vasos están constreñidos, el flujo sanguíneo está restringido en la pierna y el edema resulta rápidamente.

Cuando los vasos sanguíneos se constriñen, por lo general aumentan su tamaño y sus paredes se vuelven permeables. Esto conduce a la fuga de fluidos en los espacios extracelulares. Si el sistema linfático es ineficiente, el agua se retiene en los tejidos en lugar de ser drenada a los ganglios linfáticos.

Síntomas de la retención de líquidos

Si notas alguna zona de tu cuerpo verdaderamente inflamada es bastante obvio que tienes edema, pero también hay otros síntomas que pueden indicar retención de líquido en el área, incluyendo:

  •         Hoyuelos que permanecen en la piel después de presionar
  •         Cara hinchada
  •         Distensión abdominal
  •         Dolor muscular
  •         Dificultad para respirar

Causas de la retención de líquidos

La retención de líquidos puede ser causada por una amplia variedad de condiciones. Si un problema de salud grave es la causa del edema, debes contactar a tu médico de inmediato para tratar la causa de tu edema. Sin embargo, para la mayoría de los pacientes con edema, éste es causado por condiciones leves, incluyendo:

  •         Efectos secundarios a la medicación
  •         Permanecer sentado o de pie durante largos períodos
  •         Diversas lesiones leves
  •         Mala circulación
  •         Consumo de muchos alimentos salados
  •         Presión arterial demasiado alta o demasiado baja
  •         Exposición a grandes altitudes o calor extremo (como un largo viaje en avión)
  •         Aumento repentino del esfuerzo físico

Drenaje linfático como tratamiento para la retención de líquidos

El drenaje linfático o masaje linfático es una técnica poderosa, natural y eficaz para expulsar el líquido linfático del cuerpo. Se utiliza con mayor frecuencia para mejorar el funcionamiento del sistema inmunológico o para eliminar el exceso de líquido linfático acumulado en ciertas áreas del cuerpo.

drenaje linfaticoEsta técnica de la terapia manual consiste en realizar series secuenciadas específicas de movimientos rítmicos suaves que no sólo calman y relajan sino que estimulan la circulación de la linfa para acelerar la eliminación de desechos en el cuerpo. Esto también se acompaña de un suave lavado o bombeo de los ganglios linfáticos, que actúan como filtros para el sistema linfático.

¿Quién puede realizar una terapia manual de drenaje linfático?

Un fisioterapeuta puede realizar esta terapia manual indolora, relajante y eficaz. Realizar un drenaje linfático eficaz requiere conocimientos especiales, formación y experiencia. El terapeuta debe entender cómo funciona el sistema linfático, tanto anatómica como fisiológicamente para así poder mover el fluido con eficacia.

Beneficios del drenaje linfático

Cuando el masaje linfático se hace correctamente ayuda a eliminar los bloqueos presentes en el sistema linfático, aumenta el flujo linfático en el cuerpo que a su vez ayuda en la eliminación de residuos y toxinas del cuerpo, mejora el metabolismo y hace al sistema inmunológico más fuerte. El paciente se siente muy rejuvenecido, enérgico y relajado después de un masaje linfático.

En PHYSICALMED somos especialistas en drenaje linfático manual. Ofrecemos tratamiento con Drenaje Linfático Manual en casos de linfedema o edema primario, linfedemas o edemas secundarios de brazo o pierna por extirpación de ganglios axilares o inguinales, retenciones de líquidos en piernas y brazos, edema venoso durante embarazo, edema premenstrual, varices, intervenciones quirúrgicas y de medicina estética, entre otros.

Para aclarar cualquier duda no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Visítanos en nuestra Clínica de Fisioterapia de Madrid, en la calle Algabeño, 119 (zona Arturo Soria – Conde Orgaz – Campo de las Naciones). Estamos para ayudarte.

Artículo redactado por el colaborador de este blog “Fisioterapia-
Online.com”